}

¡Cómo tiembla la tierra!

 Esta experiencia está sacada del libro experimentos de geología y biología de Louis V. Loeschnig.
Con ella quiero desde este humilde blog apoyar al pueblo de Lorca (España) y dar mi más sentido pésame a las familias de los que murieron en el terremoto. Un saludo y adelante.

 Las presiones del interior de la tierra originan grandes fuerzas que rompen y agrietan la corteza terrestre. Estas grietas se denominsan fallas, y el movimiento a lo largo de ellas produce los terremotos. Veamos cómo se originan.

NECESITAREMOS
- 3 libros de tapa dura, de tamaño variable.

PROCEDEREMOS

Sujeta los tres libros juntos, con el lomo hacia arriba y acércalos a tu pecho. Manteniéndolos en esta posición, empuja hacia arriba el li­bro que está en el centro. Realiza este movimiento varias veces, hasta que consigas un desliza­miento ligero y vertical.
Luego, sostén con firme­za los libros, pero aléjalos de tu cuerpo, manteniéndolos juntos, apretados y alineados.
La posición será como la anterior, con los lomos hacia arriba y las página hacia abajo. En esta ocasión, tendrás que esforzarte mucho más para evitar que resbalen. Aho­ra, rebaja un poco la presión para que se desplace el libro del medio. Finalmente, sostén los libros jun­tos, con los lomos hacia arriba, y colócalos sobre una mesa. Sujeta con tus manos solamente las cu­biertas de los libros ex­teriores y muévelos arriba y abajo.
EXPLICACIÓN
 Los diferentes movimientos de los libros semejan los que se producen en las fallas durante los terremotos, movi­mientos de elevación y desplazamiento.
En los dos primeros pasos de este experimento, mientras sostenías los libros junto a tu pecho, y más tarde cuando los separabas del cuerpo, reprodujiste un movimiento de desplazamiento vertical en la falla, una reubicación arriba y abajo. Cuando empujaste el libro del centro hacia arriba (falla inversa) y más tarde hacia abajo (falla normal) esta­bas imitando el movimiento que se produce en este tipo de falla. El tercer paso, cuando colocaste los libros sobre la mesa y los moviste hacia un lado y otro, uno por delante del otro, realizaste la acción que se origina en una falla oblicua. En este tipo de fallas, el movimiento es hacia un lado (lado con lado) o paralelo.
imprimir página

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada